Remedios caseros para las quemaduras

Esta página proporciona una completa lista con los remedios caseros para las quemaduras que han dado buenos resultados a gran cantidad de personas. Estos remedios naturales han sido extraidos de diversas fuentes y no tiene porqué ser la lista completa de remedios caseros para las quemaduras.

Remedios caseros para las quemaduras

Recuerda consultar siempre a un profesional antes de tomar en consideración los remedios caseros para las quemaduras expuestos en este artículo.

Las quemaduras son un tema serio, sin embargo, las quemaduras de primer grado pueden ser tratadas fácilmente. En este artículo te enseñamos varios remedios caseros para las quemaduras menores que puedes aplicar sin miedo.

Si las quemaduras son grandes te aconsejamos que visites a tu médico ya que pueden infectarse fácilmente si no se tratan correctamente.

Clasificación de las quemaduras

Las quemaduras se clasifican en base a su profundidad. Existen tres grados de quemaduras:

  • Quemaduras de primer grado: Quemaduras superficiales que causan inflamación local de la piel. Las quemaduras del sol se clasifican en este grupo. La inflamación se caracteriza por dolor, enrojecimiento y una leve hinchazón. La piel suele ser muy sensible al tacto tras una quemadura de primer grado.
  • Quemaduras de segundo grado: Son más profundas y además del dolor y enrojecimiento aparecen ampollas en la piel.
  • Quemaduras de tercer grado: Todas las capas de la piel aparecen quemadas, destruyendo esa área de la piel que, generalmente no vuelve a regenerarse. Debido a que los nervios y los vasos sanguíneos están dañados, las quemaduras de tercer grado toman un color blanco y a menudo tienden a ser relativamente indoloras.

Las quemaduras de primer grado pueden convertirse en quemaduras de segundo grado si no se aplican una serie de tratamientos una vez han pasado.

Independientemente del tipo de quemadura, la zona afectada presentará inflamación y la acumulación de líqudo. Hay que remarcar que la piel es la primera barrera contra la infección por microorganismos, por tanto, tras una quemadura el riesgo de infección es mayor.

Primeros auxílios tras una quemadura de primer grado

Tras una quemadura menor, deberás:

  • Retira de la zona herida anillos, pulseras o cualquier objeto que pueda apretar la zona, pues la zona se inflamarà y podría cortar la circulación
  • Limpiar suavemente la herida con agua a temperatura ambiente
  • A pesar de que algunos remedios caseros dicen que se utilice mantequilla, esta está desaconsejada para cualquier quemadura
  • Aplica alguna crema tópica antibiótica y/o bactericida para evitar una posible infección
  • Si aparecen ampollas, consulta con tu médico o farmacéutico

Si la quemaduras eléctricas, acude inmediatamente a un médico ya que este tipo de quemaduras crea lesiones internas que no se pueden tratar con estos remedios caseros.

Para las quemaduras químicas el protocolo a seguir es el siguiente:

  • Identifica el producto químico que ha provocado la quemadura
  • Ponte en contacto con el Centro Nacional de Toxicología e informales del tipo de quemadura sufrida, zona y producto que la ha provocado. Ellos nos indicarán si debemos acudir a un médico o como podemos tratarla.
  • Ten en cuenta que algunos productos químicos pueden poner en riesgo nuestra vida, así que no dejes de ponerte en contacto con un profesional aunque la quemadura parezca leve
  • Si la quemadura química se ha producido en la zona ocular, debes acudir a un médico en cualquier caso

Remedios caseros para las quemaduras de primer grado

A continuación te dejamos una lista de remedios caseros para las quemaduras de primer grado (ya que recomendamos visitar a un profesional para quemaduras más serias).

  • El extracto puro de aloe vera es un excelente remedio casero para las quemaduras. Aplica directamente sobre la zona dolorida, esto nos ayudará a calmar el dolor y favorece una correcta cicatrización.
  • Aplica un pañuelo empapado en leche durante 30 minutos. Repite cada tres horas a lo largo de un día.
  • La miel alivia los síntomas de las quemaduras leves. Después de limpiar la zona, aplica un poco de miel y deja secar al aire. La miel es un buen remedio casero para las quemaduras por su poder analgésico y antibacteriano.
  • Puedes colocar la piel transparente de la cebolla sobre la herida para evitar que aparezcan ampollas.
  • Mantén la piel hidratada aplicando clara de huevo sobre la zona afectada durante media hora.
  • Sujeta durante una hora un par de hojas frescas de lechuga bien lavadas con agua fría. Puedes ayudarte de una gasa para colocarlas sobre la zona afectada.
  • Prepara una infusión de caléndula y deja enfriar. Aplica 6 veces al día sobre la quemadura ayudándote de una gasa.
Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.